La venta de Banamex… y ahora ¿qué sigue?

28

En los meses pasados hemos escuchado mucho acerca de Banamex, que si se va del país, que si vende, que si se queda, que si los nuevos dueños, que si cambiará de nombre, que lo venden por falta de confianza en el país, que si es por decisión estratégica de Citigroup. Nadie sabe a ciencia cierta qué hay tras bambalinas y cuál es el motivo real de la postura de venta, lo que sí sabemos es que es una marca muy posicionada en el país y que tratarán de sacarle el mayor jugo posible a su venta.

Las desinversiones que Citi hará en sus negocios de consumo no son un caso aislado en México, también lo hicieron en América, Asia y Europa y están alineadas al nuevo reposicionamiento de sus operaciones, ya que pretende enfocarse en centros de riqueza a nivel mundial, así como en pagos y préstamos, y mantener una presencia minorista específica en EUA y centrando sus actividades comerciales en los principales centros financieros del mundo: Londres, Emiratos Árabes Unidos, Hong Kong y Singapur.

Los países de los cuáles ha decidido salir Citigroup son: Costa Rica, El Salvador, Guatemala, Nicaragua, Panamá, Perú, República Checa, Hungría, Guam, Japón y Corea del Norte. Los otros trece países que Citi ha mencionado que planean abandonar son: Australia, Bahrein, China, India, Indonesia, Corea del Sur, Malasia, Filipinas, Polonia, Rusia, Taiwán, Tailandia y Vietnam.

Hablando específicamente de México, Citibanamex cuenta con 1,211 sucursales, 9,063 cajeros y 30,583 corresponsalías en el país. En el año 2001 Citigroup adquirió a Banamex y en octubre de 2016 lo renombró como Citibanamex. Existen varios tiradores y al momento en que se escribe esta nota, no hay nada cierto, sólo los principales postores que están analizando la posibilidad de compra. Encontramos a Salinas Pliego que pidió a su equipo analizar la conveniencia de adquirirlo, que dicho sea de paso AMLO aplaudió el hecho de que el potencial comprador sea mexicano. Bank of America menciona a Banorte como el mejor posicionado para comprar el Banco. También se encuentran en la jugada el empresario regiomontano Javier Garza, y Alfonso Jiménez quien hizo una oferta de compra por 16 mil millones de dólares en criptomonedas. Jorge Arce, presidente y director general de grupo HSBC declaró que también están analizando la situación para ver si deciden participar en la compra o se mantienen al margen. La valuación inicial era de aproximadamente entre 12 y 15 mil millones de dólares, la segunda disminuyó a un rango entre 10 y 12 mil millones de dólares, aunque la realidad es que esta valuación tendrá que llevar más tiempo para ser lo más acercada posible a la realidad. Slim al ser uno de los hombres más ricos del mundo y ser dueño de Inbursa podría ser un jugador natural, de hecho en días pasados mencionó que participarán en la compra del  negocio de consumo y de empresas Citibanamex y la marca Banamex sólo de existir condiciones favorables por parte de Citigroup.

A finales de enero salió el revés judicial para Citibanamex, ya que el juez septuagésimo primero de lo civil en la ciudad de México ordenó frenar la venta, al conceder las medidas cautelares requeridas por Oceanografía en una demanda promovida en 2019.

De acuerdo con la Comisión Nacional Bancaria y de Valores, Citibanamex es el tercer banco más grande de México, sólo por detrás de BBVA y Santander.

Y ahora, ¿qué pasará con mi dinero si se vende el banco? ¿tengo que preocuparme por ello? Y si yo le debo al banco ¿ya no le tengo que pagar? Estas preguntas han sido muy frecuentes entre los cuentahabientes del banco. Pero ya les comento que no tienen por qué preocuparse, las operaciones no se verán afectadas y el banco seguirá trabajando como se acostumbraba, lo único que pudiera llegar a suceder es que cuando llegue un nuevo dueño cambien las condiciones, pero al día de hoy todo sigue igual, tanto en atención al cliente como productos y sucursales a nuestro servicio. Y respecto a los créditos que me otorgó el banco, también seguimos en las mismas, no se condonarán nuestras deudas, tenemos que seguir con nuestros pagos puntuales y oportunos hasta que no haya nuevo aviso si no queremos meternos en un problema de impago, buró de crédito e intereses creciendo.

Mismo caso con los empleados, al día de hoy siguen laborando como si nada hubiera sucedido, no habrá afectaciones para ellos tampoco a corto plazo, aunque sí dependerán en el futuro de quién compre Banamex para saber cuáles serán las órdenes de sus nuevos jefes y las decisiones estratégicas que puedan llegar a tomar éstos para seguir incursionando en el mercado, ya sea de consolidación, crecimiento o cierre de sucursales y si se mantiene o si llega un nuevo modus operandi.

Lo que sí es seguro al día de hoy es que no hay certeza del 100% de qué es lo que sucederá con el banco. Todo sigue siendo mera especulación y esto llevará todavía varios meses para que se materialice, así que hay que estar al pendiente de lo que pueda llegar a suceder pero sin caer en la desesperación y en la desinformación. Cuando sea el momento y el banco lo haga oficial, se nos comunicará formalmente qué será lo que nosotros como clientes deberíamos saber. Por lo pronto nos toca seguir capacitándonos, informándonos y educándonos financieramente para mejorar en este rubro tan importante en nuestra vida y que esto pueda repercutir positivamente en nuestro futuro gracias a las buenas decisiones que tomemos en el presente.